Coffee Table Books: una opción cultural para decorar

Texto: Paula Pertzov – @bairesvanitybooks –  Fotos: Rosario Lanusse – @rochilanu

Hay libros que son creados para ver y admirar. Ediciones de gran formato con portadas vistosas donde la fotografía y la ilustración son el centro de atención. Así son los coffee table books, cómplices ideales para decorar mesas, estantes y, ¿por qué no? cualquier espacio de la casa (¡hasta el toilette de recepción!).

La idea es elegir algunos coffee table books que nos identifiquen y convertirlos en objetos de decoración. Pensar en él como una obra de arte y un objeto que agregará al ambiente el toque personal del dueño ya que siempre denotan gustos, preferencias, personalidades, sueños, ilusiones.

Si nos gusta viajar serán de alguna ciudad como por ejemplo «In the Spirit Of St Tropez” o «In the light of Venice», o bien de lugares increíbles para visitar en el mundo como por ejemplo “Chic Stays”, sobre los treinta y cinco lugares más bellos del mundo elegidos por personajes famosos, o “Gypset Travel” que describe el estilo de vida glamoroso pero casual de los gitanos, ese pueblo bohemio y vagabundo, y lo hace a través de fotografía íntima y anécdotas en primera persona. Si nos gusta la moda o el arte se podrá elegir uno acorde a estas temáticas.

Una opción es acomodarlos en estantes, ordenados de forma vertical y horizontal, y combinarlos con otros objetos que pueden acompañar e inclusive estar apoyados sobre los libros. Verás cómo todos los detalles se lucen mucho mas, se realzan con estos libros como plataformas.

Son un gran elemento que aporta contenido a una mesa de un living y despierta siempre curiosidad entre los visitantes. Se crea así un look diferente en el ambiente de una forma sencilla y  puede aportar algo de color sin sobrecargar cuando el ambiente es en tonos neutros. Lo mejor es que tus invitados los abrirán y los libros por si solos hablarán de vos, de tus gustos, de tu lifestyle.

Otros lugares menos tradicionales pero que funcionan bárbaro con libros son los descansos de las escaleras. Los podemos apoyar en una silla antigua, o también en la mesada del toilette, con un  par de frascos encima (hay mini coffee table books como «The Little Dictionary of Fashion” o “Forever Chic” que quedan geniales). También se pueden armar pilas altas de libros al costado de un sillón que en definitiva funcionan como lugares de apoyo. ¡Y no nos olvidemos de los cuartos de adolescentes!  Para los varones algún libro de autos o de música y para las niñas grandes, alguno que represente sus gustos como por ejemplo «Young Hollywood» o “Travels with Chufy”.

Por último para todas las que aman la moda “Parisian Chic Look Book” de Inés de la Fressange en la mesita de luz es un imperdible.

 

Paula Pertzov

Baires Vanity Books

@bairesvanitybooks

www.bairesvanitybooks.com.ar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *